Oxford Economics: los viajeros en Airbnb generan 9.600 empleos en Barcelona

Un análisis de 30 de los destinos más populares del mudo de la firma de análisis económico británica Oxford Economics para Airbnb sitúa a Barcelona entre los diez primeros lugares donde más empleos sostiene el gasto realizado por la comunidad de huéspedes que reservan a través de la plataforma. Concretamente, y según este estudio, en 2019, el gasto de los viajeros a través de Airbnb generó de forma indirecta ese ejercicio más de 9.600 puestos de trabajo en la ciudad, entre los que se incluyen aproximadamente 2.800 en el sector de la restauración y casi 3.000, en comercios locales. 

Barcelona se ha convertido en un escenario propicio para entender cómo Airbnb puede convertirse en un agente clave en la recuperación económica de las ciudades y comunidades. En este sentido, los efectos de la pandemia en el sector turístico y en la economía a nivel nacional deben ser tenidos en cuenta, ya que según el Consejo Mundial del Viaje y el Turismo (WTTC)[1], la contribución del turismo al PIB en España ha caído más de un 60% en 2020, cifras que se han traducido en la pérdida aproximada de un 20% de los empleos en este sector. 

Comercio minorista y restauración, los más beneficiados en Barcelona

El trabajo de de Oxford Economics destaca el potencial de la comunidad en Airbnb para ayudar a mitigar estas pérdidas mediante el gasto de los huéspedes en los restaurantes, tiendas y teatros de Barcelona. Así, de acuerdo esta firma de análisis,  en 2019, el gasto de los huéspedes en Airbnb en la capital catalana generó (aproximadamente):

  • 2.800 puestos de trabajo en el sector de la restauración
  • 3.000 puestos de trabajo en el sector del comercio minorista
  • 1.800 empleos en el sector del transporte
  • 1.300 empleos en la industria del entretenimiento

Cada 100 anuncios en la plataforma Airbnb en Barcelona generan ingresos para sostener 23 empleos

El estudio también pone de manifiesto la importancia de la actividad de la plataforma Airbnb y su impacto económico en función de los empleos sustentados sobre el número de anuncios, ya que cada 100 anuncios en la plataforma en Barcelona sustentan 23 empleos en la ciudad y cada 1.000 llegadas de huéspedes, 6 puestos de trabajo. Asimismo, subraya el gran impacto positivo que los viajeros en Airbnb han tenido en la economía de Barcelona y el potencial con el que pueden contribuir a la recuperación económica tras la pandemia.

Airbnb también ayuda a difundir los atractivos de conocer Barcelona y sus diferentes barrios más allá de los distritos tradicionalmente más turísticos. Casi la mitad de los huéspedes en la plataforma Airbnb afirman que probablemente no habrían visitado el barrio en el que se alojaron si no hubiera encontrado un anuncio en Airbnb.

Más de 300.000 empleos en los 30 destinos más populares

Para entender cómo Airbnb puede ayudar a revitalizar las economías de barrios y ciudades en sus planes de recuperación postpandémica, Oxford Economics ha analizado el impacto del gasto de los viajeros en una treintena de los destinos más populares en todo el mundo.

En términos globales, el estudio concluyó que, en 2019 y sin tener en cuenta los propios ingresos generados por los anfitriones, sólo el gasto de los huéspedes en Airbnb ha soportado en los 30 destinos analizados alrededor de 300.000 puestos de trabajo en algunos de los sectores que han sido más golpeados por la pandemia. En este sentido, los huéspedes en la plataforma sustentaron más de 100.000 empleos en el sector de la restauración; 95.000 en el comercio al detalle; 50.000 en transporte y 40.000 puestos de trabajo en el sector del ocio. París lidera este ránking mundial con más de 50.000 empleos sufragados, por los casi 17.000 de Nueva York, o los más de 13.000 de Los Ángeles y Lisboa, entre otras ciudades.

Los viajes en Airbnb, un salvavidas económico para muchos anfitriones

Estos datos muestran cómo la plataforma Airbnb puede convertirse en un actor fundamental en la recuperación económica a nivel global, y por este motivo, la plataforma se mantiene firme en su compromiso de restablecer cuanto antes el sector del turismo mientras las ciudades y regiones intentan recuperarse de los efectos de la pandemia.

Airbnb puede ayudar a revertir la situación con un nuevo concepto de viajes y turismo, que benefician a anfitriones, huéspedes y comunidades locales. Las vacaciones comienzan a aparecer en el subconsciente de cada vez más personas y los 4 millones de anfitriones en la plataforma Airbnb por todo el mundo ya se preparan para dar la bienvenida a sus huéspedes.

Los viajes con Airbnb apoyan a los anfitriones locales y contribuyen a mantener el sector turístico y la economía local. Los anfitriones de la plataforma Airbnb se quedan con hasta el 97% de los ingresos que obtienen a través de Airbnb y, con la pandemia, el alojamiento a través de la plataforma se ha convertido en un salvavidas económico para muchos.

En una encuesta reciente, un tercio de los anfitriones ha admitido que, o bien ellos mismos o bien alguien de sus familias, había sufrido recortes salariales relacionados con la pandemia, mientras que más del 10% ha reconocido haber sufrido un despido o pérdida de empleo cercano o en primera persona.

Afortunadamente, el alojamiento ha supuesto un importante sustento económico para muchos durante la pandemia:

  • Para más del 40% de los anfitriones, el alojamiento a través de la plataforma ha supuesto una fuente de ingresos adicional y necesaria para permanecer en sus casas.
  • Aproximadamente el 45% ha utilizado parte de sus ingresos para los gastos mensuales adicionales.
  • Más del  50% ha invertido los ingresos para mejoras en su casa, y más del 15% lo utilizó para ahorrar para la jubilación.

[1] World Travel & Tourism Council Travel & Tourism Economic Impact 2021
Accede aquí a la versión para Airbnb (en inglés) del informe de Oxford Economics